lunes, 6 de febrero de 2017

Utilidad de los Microtornillos en Ortodoncia


 
Cuando planificamos cualquier tratamiento ortodoncico en Ortodoncia Tres Torres, siempre hacemos una planificación de como debemos mover los dientes y en que medida.

En ortodoncia, el movimiento dental ocurre debido a la aplicación de fuerzas. Para que estas fuerzas produzcan un cambio en la posición dental, es necesario un adecuado soporte o anclaje. El anclaje ortodoncico se define como la resistencia al movimiento dental indeseado. Éste puede venir de otros dientes o de estructuras óseas.
Cuando se utilizan otros dientes como anclaje, una fuerza igual y opuesta recae sobre ellos, con lo que también se produce un movimiento. En algunos casos, este movimientorecíproco está buscado. Pero otras veces, la estabilización del anclaje es crítico.




  

La utilización de microtornillos como método de anclaje absoluto, permite anular los movimientos colaterales no deseados durante el movimiento ortodoncico.


Los microtornillos son de titanio tipo 5 ( no se osteointegran) y pueden ser de tipo autoperforante o los que necesitan del uso de una fresa previa para su inserción. La gran variedad de diámetros y longitudes permiten insertarlos en cualquier zona, dentro de las áreas más seguras para su estabilidad. 

Su diámetro varía entre 1.3mm y 2mm y la longitud puede ser de 6mm hasta 12mm.

Las zonas más comunes para su colocación son:

-    Espacio entre las raíces de los dientes de la mandíbula y el maxilar
-    Tuberosidad maxilar (zona donde erupcionan las muelas del juicio superiores)
-    Sutura palatina
-    Superficie inferior de la espina nasal anterior
-    Trígono retromolar (zona donde erupcionan las muelas del juicio inferiores)

Su colocación es relativamente sencilla y solo se requiere una dosis muy pequeña de anestesia. Una vez colocado el microtornillo, se puede aplicar las fuerzas  directamente sin esperar tiempo de estabilización.  Dependiendo del movimiento que queremos llevar a cabo, aplicaremos sobre el microtornillo más o menos fuerza. Desde 20gr para la intrusión de un diente hasta 200gr para la retracción de un sector anterior.   En estas imágenes se puede observar algunos ejemplos de microtornillos colocados en boca.


Aunque existen pocas contraindicaciones para el uso de microtornillos hay que comentar que pacientes con corticales muy delgadas no permiten una buena retención y por tanto la posibilidad de fracaso del microtornillo aumenta. Asimismo, la mala higiene oral propicia la inflamación e infección de la zona lo que conlleva nuevamente a la pérdida del microtonillo.


No obstante, la buena elección del paciente, junto con la buena elección de diámetro y longitud del microtornillo, hacen que el uso de este anclaje óseo nos permita obtener muy buenos resultados ortodoncicos sin la necesidad de la colaboración del paciente.